...
 
...

Mantén tu peso

La pérdida de peso es la lucha constante de muchas personas que se someten a dietas o practican constantemente ejercicios que ayuden a bajar los kilos que desean perder. Sin embargo, una vez alcanzado el peso anhelado hay otro reto: mantenerlo.
Muchas dietas pierden su efectividad porque después de abandonar el régimen producen un efecto de rebote o un "yoyo", lo que conduce a un aumento aún mayor que la pérdida de peso. La forma más fácil de perder peso y mantenerlo es tener hábitos alimenticios saludables y realizar ejercicio constante. Es muy importante tener rutinas que sean fáciles de mantener y que le permitan llevar un estilo de vida equilibrado. Aquí hay 10 formas de hacer esto:

1. Desayuna
Por alguna razón, el dicho te invita a desayunar como un rey, almorzar como príncipe y cenar como un mendigo. Es importante no perderse el desayuno, es la única forma de activar el cuerpo por la mañana y acelerar su metabolismo. Es importante comer todo en la medida correcta, no hay mejor dieta que la variada y, sobre todo, no prescindir de la comida, ya que se producen desajustes en el cuerpo. Los expertos también recomiendan preparar cinco comidas al día, con el desayuno como base para comer, y agregar dos refrigerios al almuerzo y la cena, uno por la mañana y otro por la tarde.

2. Té verde
El té verde tiene amplias propiedades terapéuticas que han sido conocidas por los asiáticos durante cientos de años. Entre sus diversas propiedades reconocidas, se sabe que estimula el metabolismo y el proceso de quema de energía, y se usa ampliamente como una parte importante de una dieta saludable. Se puede tomar tres veces al día después del desayuno, almuerzo y merienda. Los asiáticos incluso lo toman mientras comen. Es importante llevar una dieta saludable, evitar grasas, evitar dulces e incluir frutas, verduras y granos en su dieta.

3. Come lo que quieras, pero poco
Una vez que haya alcanzado el peso ideal, es lógico que no quiera comer pollo o ensalada por el resto de su vida. Pero no puede dejarse llevar por el deseo de restaurar todos los alimentos restringidos de una sola vez. Según un régimen estricto, es aconsejable incluir gradualmente todo tipo de alimentos y, sobre todo, comer la cantidad adecuada. La dieta variada le permite controlar sus kilos y su apetito. Es una "dieta para toda la vida" que garantiza que nunca recuperará kilos perdidos.

4. No le temas a la bascula
El monitoreo de peso parece ser la clave para no volver a perder peso nunca más. Los kilos no aparecen de la noche a la mañana, pero si observas a tus enemigos (los kilos) estás listo para eliminarlos tan pronto como vuelvan a aparecer. Y si quieres ser aún más cuidadoso, es un buen consejo anotar tu peso todos los días y llevar un diario con tus kilos cada semana para ver cómo va tu desarrollo. Si los gráficos permanecen estables o se caen, continúe con su dieta normal. Si aumenta unos pocos gramos, ya sabe que volverá a la dieta y sudará más en el gimnasio.

5. Mastica bien
Es importante comer despacio y masticar bien para garantizar la buena digestión. El masticar inicia el proceso digestivo y la correcta absorción de nutrientes. Es importante saber que no se mastica mecánicamente, pero que los alimentos deben cortarse bien para poder procesarlos mejor. Se evitan las digestiones fuertes, que ralentizan el metabolismo y reducen la ingesta de calorías. Si mastica bien, puede comer menos. El cerebro reconoce que la persona está saturada veinte minutos después de tomar el primer bocado. Si mastica bien, coma más despacio para que se consuma menos comida cuando el cerebro informa que está saturada.



6. Cero azúcar
Después de un largo régimen nutricional, acostúmbrate a decirle adiós a las bebidas azucaradas. Sustituye los refrescos, los jugos y las bebidas para deportistas que sean ricas en azúcar por agua o bebidas sin azúcar. Es importante evitar consumir calorías vacías, es decir alimentos con alto contenido calórico pero pocos nutrientes, como lo son en este caso el azúcar y sus derivados, así como los refrescos azucarados.

7. Agua con limón
Este es uno de los secretos de Eva Mendes para no recuperar peso: beber un vaso de agua (puede ser tibia) con limón al despertarse y antes de dormir. Este ritual trae un sinfín de beneficios y puede ayudarte a mantenerte en forma. El limón es rico en vitamina C, la cual permite que el cuerpo absorba mejor el calcio en los alimentos y lo almacene en las células grasas, y así favorece a la pérdida de peso.

8. Siempre, ejercicio
Acostúmbrate a subir las escaleras en lugar de usar el elevador. Intentar caminar a lugares antes de utilizar los medios de transporte es una excelente opción. Cuando estacione el automóvil, no lo haga justo en frente de la línea de meta, trata de caminar un poco más de lo necesario. Estos son pequeños consejos para mejorar su movilidad diaria. Además, es muy importante estar físicamente activo durante al menos 30 minutos al día, lo que no necesariamente significa ir al gimnasio, sino simplemente mantener el cuerpo activo y en movimiento. Esto se puede lograr en casa con ejercicios que incluso incluyen tareas diarias. Es importante que defina una rutina diaria y se adhiera a ella.

9. Quinoa
La quinoa es un alimento que originalmente proviene de la región sudamericana de Los Andes. Es similar al arroz integral, pero tiene una consistencia más fina y suave, contiene el doble de proteínas que el grano común y contiene todos los aminoácidos esenciales para fortalecer los músculos. Es rico en hierro, potasio, vitamina B, magnesio, zinc y cobre, tiene un alto contenido de fibra y no contiene gluten. Estas son sólo algunas de las razones que han hecho que esta semilla sea popular. Esta es una excelente opción para reemplazar el arroz, por ejemplo, o puede preparar platos muy diferentes como pan, ñoquis, pasteles, ensaladas e incluso paella de quinua con mariscos.

10. La vajilla
Investigaciones demuestran que las personas se sirven y comen hasta 20% más cuando la comida es del mismo color del plato. Los expertos creen que el fenómeno se debe a que solemos llenar nuestros platos sin darnos cuenta, sin embargo el contraste de colores puede actuar como un llamado de alerta que nos obliga a examinar el tamaño de la porción. Además, hay quienes aseguran, que el tamaño del plato también influye, al comer en un plato grande las porciones se ven más pequeñas por lo que la persona querrá servirse y comer más. Al elegir un plato pequeño, las porciones se verán más grandes, más lleno con menos comida. Conclusión utiliza un plato pequeño y de color oscuro.


Las marcas Beybies, Pura+ y NrgyBlast pertenecen a Avimex de Colombia SAS. Todos los productos tienen certificaciones de calidad y registros sanitarios vigentes y están manufacturados bajo los más estrictos estándares internacionales. Para poder adquirir nuestros productos puedes acceder a nuestro Shop-On Line. Todas las compras están respaldadas por garantía satisfecho o rembolsado 100%.


Miami ● New York ● Sydney ● Tel Aviv ● Paris ● Madrid ● Milan ● Firenze ● Roma ● Medellin ● Cartagena ● Bogota ● Barranquilla ● Quito ● Guayaquil ● Lima